martes, abril 11, 2006

The mighty flag-burner squad

No sé si ustedes, plebe indigna, vean las noticias, el caso es que a modo de respuesta a la megamarcha de gringo-latinos inmigrantes ilegales y anexados del lunes, una turba de gringos furiosos quemó una bandera mexicana frente al consulado mexicano en Tucson, Arizona

La hembra como-se-llame del noticiero del canal 7 estaba indignadísima, pero a mí me dió más risa que coraje, procedo a explicar:

* La "turba iracunda" de gringos solo eran doce güeros panzones, la mitad con la cara tapada.

*Los muy tarados no saben ni quemar una bandera, casi le echaban la gasolina con gotero, como no queriendo estropearse las pestañas con el fuego.

*Cuando las cámaras apuntaban hacia ellos, volteaban a otro lado y escondían las manos, como niños regañados, no cabe duda que Bush ha hecho un gran trabajo infundiendo el terror entre su gente.

* Esta multitud (tres son multitud) de pendejos cuando se les acabaron las consignas fascistas, empezaron simple y llanamente a gritar pendejadas, uno de ellos, de hecho gritó "viva Zapata", si era a modo de burla, que fiasco, tienen la gracia de Adal Ramones.

Eso me lleva a otro punto, entre toda la mierda virtual a la que nos exponemos al navegar en internet, he llegado a leer chistes racistas contra mexicanos, y chistes realmente manchados, sin embargo dos o tres me han hecho reír, los demás ni siquiera cuadran en la descripción de chiste, son frases de ardido disfrazadas de chiste.

"¿Porqué los mexicanos ==equis mamada==?

Porque son ==idiotas-huevones-lo que sea=="

Esa pendejada no es un chiste, los gringos son muy cabrones cuando se trata de aniquilar países enteros, pero alguien debería enseñarles a los gringos racistas a burlarse con estilo.

Hago hincapié en eso de "a los gringos racistas", ya que (lo que sea de cada quién) gringolandia tiene algunos comediantes chidos, sin embargo, alguien lo suficientemente estúpido como para ser racista, carece de los neurotransmisores necesarios para inventar algo gracioso, del mismo modo, alguien lo suficientemente inteligente como para idear algo que haga gracia, difícilmente va a hacer algún comentario racista.

Personalmente, si un chiste es gracioso, no me importa el tema, ya que a diferencia de la gran mayoría de los gringos que se ofenden de cualquier pendejada y hasta demandan a quien les pone apodos, yo, como buen mexicano, soy capaz de reírme de mí mismo y ser parte de la broma en lugar de ser el objetivo.

Ya para cerrar, si alguno de esos gringos que fueron a hacer el ridículo al consulado está leyendo esto (y le entiende), les quiero decir lo siguiente:

Nunca olviden que su país fué fundado por inmigrantes, personas que no dieron el ancho para ganarse la vida en Europa y prefirieron huír a otro continente.

1 comentario:

Tilapio dijo...

Jajaja simon no es para tomarle importancia a esos pendejos, creo se autodenominan guardianes de la frontera, nomas que vengan y les meto un plomazo, jaja y tienes razon los imbeciles no son capaces de quemar bien una bandera.